Ein Tischfussballspiel

(Futbolín amplificado, 3 performers y vídeo)

2015

15’

De manera continua, la pieza construye una serie de “círculos concéntricos” que cuestionan constantemente las relaciones entre sujeto y objeto en la pieza. Empezando desde una situación de concierto estándar que utiliza patrones clásicos (los intérpretes leyendo e interpretando una partitura sobre el propio futbolín), la acción va incorporando comportamientos que modifican progresivamente su status quo: el uso de la memoria de los intérpretes para repetir ciertos pasajes de nuevo, la imitación entre ambos, o la inclusión en la acción dramática de comportamientos propios de la manipulación temporal mecánica (rebobinado, congelamiento, cámara lenta, etc.). Finalmente, la propia situación de “concierto” deja de ser el centro y toda la acción es controlada por la aparición de un tercer intérprete que maneja los diferentes parámetros escénicos como si de un titiritero se tratase.

 

A lo largo de la pieza, la relación con el vídeo (aparentemente una retransmisión en directo desde otro punto de vista al más puro estilo televisivo), también es puesta en cuestión. Progresivamente, se constata que esa certeza fue una mera ilusión desde el principio; un falso espejo que deviene en una proyección que aporta un desenlace diferente al conflicto escénico.

Idiomas

X